Seguidores

domingo, 24 de febrero de 2013


Dicen que los mejores textos se escriben cuando el alma está desgarrada, por eso, estoy segura que este va a ser precioso. Hoy cuando levanté la persiana vi un hermoso cielo azul, salió una enorme sonrisa en mi cara, ilusamente pensé que sería un buen día que quedaba un día menos para el verano, y que la primavera estaba ya acechando. Y después me enteré que ya no estabas en mi mundo, bueno miento en mi mundo y en mi corazón siempre estarás. Me enteré que finalmente esa maldita enfermedad pudo con la mujer más fuerte y valiente que podía existir. En ese momento sentí que el aire me faltaba, el miedo se apoderó de mí. Sentí miedo porque pensé que algún día no podría acordarme de la forma en la que me mirabas, o de la forma en la que cuando todo estaba bien dábamos paseos en la cochera. Pensé que no me acordaría de todas las tardes que agobiada por las cosas llegaba a tu casa, mi casa también, y tú me decías que todo estaba bien que las cosas saldrían bien. Me puse a pensar en cómo cuando era pequeña todos decíais que cuando me dejaba mamá en tu casa yo me ponía a llorar, y cómo hoy también me puse a llorar. Lloraba porque no volvería a ver tu sonrisa, lloraba porque no podría volver a darte un abrazo o a contarte mis cotilleos. Lloraba porque el mundo me había arrebatado a mi amuleto. Hace tiempo creí que este día tardaría en llegar, que todo tendría solución que no podría ser tan injusto que tú te fueses así sin más, y sin embargo, el maldito destino se encargó de llevarte consigo. Dicen que cada persona tiene un ángel de la guarda, yo sabía que tú me cuidabas siempre, absolutamente siempre. Por eso, hoy me he dado cuenta que mi ángel de la guarda eras y sigues siendo tú. ¿Y sabes? Me habría gustado ayer decirte lo mucho que te amo, y decirte que eres una de las personas que más me ha enseñado en esta vida, pero por caprichos del destino no te lo dije, aunque estoy segura que tú lo sabías, porque sabías absolutamente todo.  Hoy estoy segura que a partir de este 24 las estrellas  brillarán con más fuerza porque una de las grandes se ha ido con ellas. Porque fuiste, eres, y serás la abuela que nunca tuve.

2 comentarios:

  1. Lo siento mucho! Estoy segura que cada cosa que hagas, cada paso que des, ella estara mirandote siempre desde alla arriba :)

    Un beso muy grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Ro! Sí, yo también estoy segura que me protegerá desde donde esté! Gracias por tu comentario. Un beso enorme ;)

      Eliminar

Deja tu comentario, cualquier mensaje es bueno para sacar una sonrisa :)